4 de julio de 2016 3084El acrónimo SIRH, «Sistema de Información de Recursos Humanos, generalmente cubre la gestión de datos relativos a los empleados y el software de recursos humanos para estructurar los procesos. El SIRH de una empresa rara vez es una aplicación «todo en uno», sino más bien una yuxtaposición de soluciones especializadas en una problemática de recursos humanos.

El responsable SIRH se encarga, por consiguiente, del diseño y administración de un sistema complejo al servicio de múltiples interesados. Lejos de ser un simple especialista en informática al servicio de los RR.HH., el responsable SIRH es un actor importante en la transformación digital de las empresas.

Hagamos un perfil de este empleado clave, para las grandes empresas pero también para las PYMES.

El amplio campo de intervención del responsable SIRH

Las funciones de recursos humanos se centran principalmente en hacer frente a los desafíos a nivel de recursos humanos: reclutar, formar, evaluar a los empleados y apoyarlos en su desarrollo profesional. Existen herramientas informáticas para simplificar estas tareas y a menudo se consideran las piedras angulares de un SIRH.

Sin embargo, no debe pasarse por alto la importancia de las herramientas que gestionan los procesos recurrentes de RR.HH.: gestión de las vacaciones y ausencias, notas de gastos, distribución de las nóminas, recopilación de la información para calcular los elementos variables de la nómina, etc. Estas herramientas son esenciales para construir un completo sistema de información de RR.HH. y serán los elementos más visibles a ojos de los empleados.

Por lo tanto, la misión del responsable de SIRH es la de planificar y poner en práctica un sistema de información que responda tanto a las cuestiones estratégicas como a los problemas de la vida cotidiana de los empleados.

Un responsable SIRH debe tener un abanico de habilidades

Las misiones del responsable SIRH requieren que conozca todas las facetas de los puestos relacionados con los recursos humanos para proponer, evaluar e integrar el software que mejor se adapte a las necesidades concretas de su empresa:

  • Como en todos los sectores, las tecnologías digitales están cambiando radicalmente los métodos de trabajo de los recursos humanos y les permiten dedicar más tiempo a sus misiones fundamentales. El responsable SIRH está en posición de ayudar a los directores de RR.HH. a evaluar los puntos que deben ser optimizados con prioridad en su empresa. ¿Los procesos de gestión de vacaciones y ausencias agotan al departamento de recursos humanos? ¿Es bastante difícil ofrecer una formación adecuada a los empleados?
  • Hay una oferta excesiva de soluciones de recursos humanos, pero una herramienta determinada nunca es adecuada para todas las empresas. Su evaluación es, por lo tanto, una tarea indispensable, dirigida por el responsable SIRH.
  • Los SIRH suelen verse afectados por los cambios normativos, en particular los módulos que gestionan procesos estrechamente vinculados a la nómina. El responsable SIRH debe estar atento a estos cambios y anticipar su aplicación en las herramientas de recursos humanos.

Además del dominio de estas problemáticas, se añade la necesidad de comprender diversas cuestiones técnicas, en colaboración con el departamento de informática de la empresa.

El responsable SIRH debe efectivamente tener un conocimiento funcional profundo de las bases de datos de recursos humanos que posee la empresa y de la facilidad con que pueden utilizarse y sincronizarse entre las distintas soluciones. Así mismo, debe comprender los conceptos de integración de las herramientas informáticas más comunes (API, intercambio de archivos, tareas programadas, etc.) para poder dialogar eficazmente con el equipo informático, los editores y los integradores de las soluciones.

Por último, pero no menos importante, el responsable SIRH debe encargarse y asegurarse de que las herramientas sean aceptadas por los empleados de la empresa. También debe interesarse realmente por la calidad de la experiencia usuario y la ergonomía, e igualmente debe orquestar el proceso de gestión del cambio que acompaña al lanzamiento de cada nueva herramienta.

Por lo tanto, nuestra “joya” debe estar dotada de verdaderas habilidades en su puesto, habilidades técnicas y de gestión de proyectos, y una gran capacidad para encontrar soluciones sutiles, además de una buena dosis de empatía.

Esta alquimia hace que nuestro responsable SIRH sea un verdadero hacker de RR.HH.

¿Quién será vuestro responsable SIRH?

El trabajo de responsable SIRH es, como primera aproximación, similar al de un planificador de sistemas de información. Por lo tanto, en un gran grupo, este puesto lo ocuparía generalmente un ingeniero con una gran cultura informática y un gran gusto por los temas funcionales y comerciales.

Sin embargo, hay un número significativo de trabajos de RR.HH. que pueden ser aplicados a este puesto:

  • El sistema de información de la empresa en su conjunto integrará herramientas comerciales muy específicas, a veces desarrolladas internamente. El SIRH, por su parte, puede construirse exclusivamente a partir de soluciones «a la carta». La complejidad técnica es menor que con los sistemas de planificación de recursos empresariales (ERP).
  • La mayoría de los elementos de los sistemas de información “clásicos» son herramientas de back-office, dedicadas a usuarios expertos especialmente formados. La mayoría de los módulos SIRH están destinados a todos los empleados. Con el SIRH, se tratan los temas más visibles de la transformación digital: hablamos de modificar la experiencia laboral diaria de los empleados.

Por lo tanto, es más probable que la empresa encuentre a su futuro responsable SIRH en su departamento de recursos humanos que en su departamento de tecnologías de la información.En el contexto de una PYME, no se suele concebir la contratación de un responsable SIRH. Le corresponde a la dirección alentar a su personal de recursos humanos a integrar la tecnología digital en sus procesos. Su reto es ser la fuerza motriz de esta transformación e inculcar esta nueva cultura que se ha vuelto indispensable para la empresa.

Su reto es ser la fuerza motriz de esta transformación e inculcar esta nueva cultura que se ha vuelto indispensable para la empresa.

Guia pratica para las PYMES